Compartir

En un claro atentado contra la libertad de prensa, la Jueza Suplente Vania Angulo Torrez, del Juzgado de Letras y Garantía de Puerto Cisnes, prohibió el ingreso a los medios locales, a la audiencia de formalización contra Miguel Ángel Hernández Labra, ex director de SECPLAC del Municipio Cisnense acusado por delitos en contexto de violencia intrafamiliar.

Si bien en primera instancia se daba cuenta de que el imputado se habría entregado voluntariamente, esto fue descartado por el Ministerio Público, que estuvo representado por el Fiscal Pedro Poblete Viejo.

Al imputado se le formalizó por los delitos de lesiones menos graves en el contexto de Violencia Intrafamiliar y amenazas, por los hechos ocurridos durante la mañana del domingo y que fueron denunciados por la misma víctima quien logró arrancar de su agresor cuando este buscaba un cuchillo.

En tanto, la defensora Oriana Macías, alegó a las medidas cautelares solicitadas, asegurando que no se ajustaban a la gravedad de los hechos, solicitando rechazar la prisión preventiva que solicitó el Ministerio Público.

El plazo de la investigación fue fijado en 60 días y la magistrada fijó el arresto domiciliario nocturno, firma semanal en Carabineros y la prohibición de acercarse a la víctima.

Risco

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *