Compartir

Tras una inspección realizada por la Contraloría General de la República en la Región de Aysén a establecimientos de la Región de Aysén se comprobó que éstos no contaban con los aspectos mínimos para el retorno seguro de clases.

En el informe emanado por el ente contralor, aseguran que el objetivo de esta revisión era justamente la revisión al cumplimiento de los protocolos sanitarios en los establecimientos educacionales.

Entre los principales resultados, se asegura que “Se verificaron deficiencias en la implementación de medidas sanitarias preventivas del COVID-19, ya que, de las inspecciones efectuadas en 7 colegios, se constató que en seis establecimientos en el “Plan de funcionamiento 2021”, no incluyeron alguno de los aspectos mínimos a ser abordados”.

El informe detalla que “Se advirtieron faltas en la organización de la jornada escolar, ya que en 3 recintos educacionales no cumplían con el distanciamiento de al menos un metro entre alumno o su demarcación para su uso; en 1 plantel se detectó que los dispensadores de jabón de los baños de damas no funcionaban, y tampoco contaban con los elementos higiénicos exigidos, todo lo cual no se ajustaba a lo recomendado por el Ministerio de Educación en los protocolos respectivos”.

PRONUNCIAMIENTO DE PROFESORES Y ESTUDIANTES

Ante esta situación, consultamos a la presidenta regional del Colegio de profesores en la Región de Aysén, quienes manifestaron su preocupación, asegurando que esto se venía denunciando por las comunidades educativas desde que se comenzó con la idea del retorno.

A juicio de la profesora y dirigente regional del magisterio, esta situación es preocupante y hay que mirarla con cautela, considerando que hubo una vulneración a todas y todos los estudiantes que regresaron de una forma no segura en marzo a clases.

El dirigente estudiantil del liceo bicentenario Altos del Mackay, Javier Foitzick, manifestó que para las organizaciones sociales esto no es algo nuevo, ya que constantemente denunciaron estas malas condiciones en las mesas de trabajo con la autoridad de educación.

Sobre el informe, a través de un escueto video entregado a nuestro medio, el SEREMI de Educación, Sergio Becerra, reconoció las falencias detectadas, sin confirmar si fueron o no subsanadas.

Actualmente Coyhaique se encuentra en cuarentena. Sin embargo, la preocupación de los dirigentes de profesores y estudiantes, radica en que, si llegamos a avanzar en el plan paso a paso, no habrá garantías de seguridad para quienes asistan a los establecimientos.

REVISA EL INFORME DE CONTRALORÍA AQUÍ

INFORME FINAL Nº 242 -2021 SEREMI DE EDUCACIÓN AYSÉN FISCALIZACIÓN DE PROTOCOLOS SANITARIOS DEL PROGRAMA DE RETORNO MAYO -21

 

Tagged : # #

Risco