Compartir

Por 26 votos a favor el Senado el proyecto de ley que sanciona el acoso sexual y la violencia y la discriminación de género en la educación superior, de esta forma la iniciativa será ley en los próximos días, luego que el Presidente de la República la promulgue.

El proyecto, del cual la senadora Órdenes es una de las autoras, busca promover políticas, al interior de entidades de educación superior, que prevengan, investiguen, sancionen y erradiquen actos de acoso sexual, violencia o discriminación de género.

En este sentido, la parlamentaria por la región de Aysén destacó la aprobación del proyecto. “será obligación de todas las instituciones de educación, de todos los niveles formativos, el adoptar activamente aquellas medidas que sean necesarias para erradicar el acoso sexual y toda forma de violencia contra las mujeres, debiendo promover el buen trato y relaciones igualitarias de género”.

La senadora durante su intervención recordó que el origen del proyecto nace en medio del denominado “mayo feminista” del 2018, cuando en más de una docena de planteles de Educación Superior se conocieron casos de acoso sexual.

“En menos de cinco meses hubo 37 denuncias de acoso sexual en la Universidad Católica que movilizaron a las mujeres de ese plantel y muchos otros casos de las universidades que estuvieron en toma hasta que se aclaran los casos de acoso sexual”, indicó la senadora Órdenes, quien agregó: “hechos dramáticos que pudieron haberse evitado con políticas de prevención o haberse sancionado con reglas claras de investigación (…) pero en Chile no contábamos con la tipificación del acoso sexual en el ámbito académico”.

Asimismo, la parlamentaria defendió la nueva ley ya que a su juicio: “Necesitamos fijar este marco, porque aquí no bastan los esfuerzos individuales de las instituciones que pueden hacerlo y algunas ya lo han hecho. Todas las mujeres merecen un trato digno, porque ninguna mujer es menos importante”.

Además, la senadora Ximena Órdenes Neira subrayó que la ley incorpora a las instituciones de carácter uniformado, lo que según la parlamentaria es un avance ya que: “sigue imperando una cultura machista muy invisibilizadas, ellas se ubican en la otra vereda de las marchas, pero también son mujeres víctimas de abuso”, sostuvo

Finalmente, la senadora Órdenes aseguró: “este es un proyecto mucho más robusto y extenso que el presentado el 2018”, y agregó: “Muchos que ven con naturalidad este tipo de conductas lo van a pensar más de una vez antes de actuar y tener conductas que denigran y vulneran derechos (…). Porque al igual que lo hizo el movimiento feminista el año 2018, con este tipo de iniciativas lo que queremos hacer es apuntar a una cultura de igualdad, de nuevo trato entre hombres y mujeres, y terminar con el patriarcado que ha generado profundas desigualdades”, puntualizó.

 

Risco

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.