Compartir

Un encuentro autoconvocado para revisar las implicancias del proyecto de nueva Constitución que se votará en el plebiscito de salida el 04 de septiembre, tuvo lugar en Coyhaique con la participación de representantes de la pesca artesanal, buceo, acuicultura, turismo, comercio, ganadería, salmonicultura, agricultura y sociedad civil.

Los asistentes al encuentro analizaron artículos del borrador del proyecto, atingentes a sus respectivas actividades productivas.

Autonomía de los pueblos originarios, las autonomías territoriales indígenas, derechos de la naturaleza, la obligación de consulta indígena para toda actividad productiva que pueda afectar los derechos de los pueblos originarios, protección y catastro de tierras indígenas; derecho de aprovechamiento de aguas, fueron parte de las preocupaciones y reflexiones de este espacio de diálogo.

Francisco Meza, pescador artesanal de Puerto Gala y pequeño prestador de servicios para la industria acuícola, fue uno de los organizadores del conversatorio, quien explicó el sentido del encuentro. “generamos un evento transversal con gente del campo, de la agricultura, de la ganadería, del litoral, del comercio menor y mayor; para manifestar nuestra preocupación por la situación actual de la propuesta de nueva Constitución y el impacto que alguno de sus puntos posiblemente tendrá para nuestra región, en las actividades de producción diaria. Analizamos, reflexionamos e interactuamos entre los diferentes sectores, saliendo fortalecidos y votar debidamente informados el 04 de septiembre”, indicó.

Aureliano Luis Cayún Anticura, representante del Consejo Mayor de Caciques Huilliches de Chiloé compartió su sensación como asistente al evento, una vez concluido este último. “En lo personal estoy muy contento. Porque el patagón es aquí y allá. En otras palabras, nosotros en la Patagonia no tenemos diferencias entre políticos de izquierda o de derecha. Y dentro de lo que pude ver en el conversatorio, estamos todos en el mismo carril. Queremos que nuestra Región de Aysén avance. De eso estamos preocupados. Que crezca con un mejor bienestar para todos. Para nuestros hijos, para nuestros nietos”, manifestó.

Los asistentes al conversatorio expresaron su interés por participar en la organización de un movimiento que tras el plebiscito de salida del 04 de septiembre, incorpore la realidad y las necesidades que tiene la Región de Aysén, en el proceso de construcción jurídico que vivirá Chile durante los años siguientes, cualquiera sea el resultado de la votación.

Risco