Compartir

La Corte de Apelaciones de Coyhaique rechazó los recursos de protección presentados en contra de la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas (Junaeb), y la empresa de servicios de alimentación Hendaya SAC, por no proveer los productos comprometidos, entre marzo y abril pasados, con los establecimientos educacionales que entregan raciones a estudiantes a nivel regional.

Recordemos que desde el retorno presencial a clases, las escuelas, liceos y jardines infantiles en la Región de Aysén denunciaron problemas en las entregas de suministros necesarios para cumplir con las raciones para las y los estudiantes, esto incluso, derivó en el paro de funciones de las manipuladoras de alimentos

En ese entonces, fue el abogado Gonzalo Contreras, representante de la Corporación de Asistencia Judicial Bio Bio, quien señaló que “Hemos advertido que existe un incumplimiento de este programa alimentario en cuanto a la oportunidad y la calidad de los alimentos que se entrega y eso ha provocado una grave vulneración en contra de los niños y niñas que asisten a jardines infantiles”.

Por lo anterior y en fallo unánime, la Primera Sala del tribunal de alzada –integrada por los ministros Sergio Mora Vallejos, Pedro Castro Espinoza y Natalia Rencoret– desestimó las acciones, tras establecer que recurso de protección no es la vía idónea para corregir actos de la administración.

“(…) por lo que la interposición de estos recursos, y por los hechos descritos en ellos, no es jurídicamente aceptable ni procedente, observar la eventual vulneración de las garantías a que aluden los recurrentes, ni tampoco procede el análisis de un presunto actuar arbitrario o ilegal de parte de la autoridad administrativa y mucho menos de la empresa destinada a prestar los servicios que debe supervisar aquella, toda vez que lo obrado y solicitado, en definitiva, corresponde al conocimiento y resolución en otro tipo de procedimiento y de parte de otro resolutor”, señala el fallo.

Además, el escrito menciona que “no siendo la tramitación y fallo de un recurso de protección, propio de un juicio declarativo, no es posible usar el recurso de protección como medio de sustitución de las acciones ordinarias y/o administrativas, que permitan el debate de las diferencias jurídicas con plenitud de igualdades procesales que debe brindar un debido proceso, por lo que, necesariamente, estos recursos deberán ser rechazados”, sostiene.

La resolución agrega: “Que, no se puede negar el derecho indubitado de los niños, niñas y adolescentes más vulnerables a gozar del beneficio de alimentación en sus procesos de instrucción, formación y educación; tampoco puede reprocharse a la JUNAEB su inactividad al respecto en cuanto a las labores que le competen, puesto que frente a ciertas irregularidades e incumplimientos adoptó las medidas que la ley y el contrato le autorizan respecto de la empresa prestadora del servicio”.

 “(…) distinta es la situación de la empresa de Suministros Alimentarios Hendaya S.A.C., en orden a que se han verificado incumplimientos por los que ya fue sancionado”, añade.

Por tanto, se resuelve que: “SE RECHAZAN, sin costas, los recursos de protección deducidos por Carlos Patricio Gatica Villegas, alcalde de Coyhaique, por Juana del Carmen Guinao Guinao y por Paz Maritza Foitzich Sandoval, en sus respectivas representaciones, en contra de la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas; como del interpuesto por Gonzalo Contreras Reyes y por Maricel González Araya, en favor de las personas que mencionaros en su libelo, y en contra de la citada Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas y en contra de la empresa Servicios Alimenticios Hendaya S.A.C.”.

Risco