Compartir

En prisión preventiva fueron derivados 8 de los 9 imputados del mayor decomiso de cocaína descubierto en tránsito hacia la Región de Aysén, según informó el Fiscal Regional, Carlos Palma. Sobre el noveno sujeto, la Fiscalía presentó un apelación verbal a la resolución que no concedió esta medida cautelar, la cual será vista por la Ilustrísima Corte de Apelaciones de Coyhaique.

La audiencia de formalización continuó hoy, luego de dos sesiones efectuadas el jueves y domingo, con la discusión de las medidas cautelares resueltas por el juez de Garantía, Juan Patricio Silva.

Como informó en su momento el fiscal Carlos Palma, el Ministerio Público y la PDI lograron desbaratar una red internacional de tráfico de drogas, evitando que 19 kilos 211 gramos de cocaína ingresaran a la Patagonia, cargamento avaluado en más de 350 millones de pesos.

AUDIENCIA

Los imputados, cuyas identidades no fue permitido dar a conocer por parte del Tribunal, fueron detenidos por la PDI entre el 15 y 17 de octubre en Iquique, Santiago y Coyhaique. Según explicó la Fiscal María Inés Núñez, en la audiencia de formalización del domingo, “se expusieron escuchas telefónicas, las más relevantes; las vigilancias realizadas, incautaciones efectuadas con posterioridad a las detenciones y otras diligencias investigativas”.

Este lunes, la Fiscalía solicitó la prisión preventiva de los 9 imputados, por considerar su libertad un peligro para la seguridad de la sociedad.

3 de los imputados de esta organización delictual que traficaba droga hacia Aysén, tienen residencia en el sector oriente de la capital, además de otros 3 extranjeros, -uno de Ecuador y dos de Bolivia-, un séptimo integrante que proveía la droga a esta asociación ilícita y quien trabajaba a honorarios en una repartición pública de Tarapacá; un ex militar con residencia en La Granja, Santiago y un ex funcionario de la policía civil, desvinculado hace más de 25 años de la institución.

El Fiscal Regional, Carlos Palma, valoró la resolución que permite enviar en prisión preventiva tanto a los financistas como a quienes cumplían otro tipo de funciones operativas en esta red. “Es importante destacar el trabajo profesional y especializado con unidades de la PDI de distintas regiones del país”, señaló el fiscal Palma.

DETALLES

De acuerdo a los hechos contenidos en la formalización efectuada el viernes, domingo y hoy, por la fiscal María Inés Núñez, en el mes de mayo de este año, traficantes de la Región de Aysén mandataron a un individuo para adquirir droga en el norte del país y traerla con destino a Coyhaique.

Entre los días 20 y 25 del mes de mayo de 2022, un segundo sujeto ya condenado previamente, siguiendo las instrucciones de traficantes de la comuna de Coyhaique, se contactó con quien le entregó cocaína para su transporte hasta la Región de Aysén. Fue así que, el 26 de mayo de 2022, uno de estos imputados arribó en barcaza hasta el muelle de Puerto Cisnes, transportando clorhidrato de cocaína con un peso neto de un kilo un gramo.

A partir de ahí, el primer involucrado continuó con sus actividades ilícitas cuya finalidad era abastecer la demanda de importantes cantidades de drogas para traficantes de la capital regional de Aysén. Para esto, al menos desde septiembre de este año, integró una asociación ilícita destinada al tráfico de drogas con los cuatro imputados con residencia en la capital.

Las actividades delictivas de esta asociación consisten en la adquisición de droga en la región de Tarapacá, su transporte hasta la Región Metropolitana, para luego, abultar, compactar y dimensionar la droga para su transporte y posterior comercialización, de acuerdo a lo detallado en la audiencia de formalización.

Una vez preparada la droga, proceden al transporte de las sustancias ilícitas hasta la Región de Aysén, específicamente a Coyhaique, donde la distribuyen y comercializan, abasteciendo de esta manera a distintos traficantes de la zona, detalló la fiscal María Inés Núñez.

Otro detalle mencionado en la audiencia es que en septiembre, los imputados se coordinaron para efectuar uno de los transportes de cocaína hasta Coyhaique. El 14 de ese mes, tres de los imputados se embarcaron en una motonave, por la ruta de Chaitén, utilizando para dicho efecto el vehículo suministrado por uno de los imputados marca Honda, Modelo Pilot Elite, en el cual transportaron una cantidad estimada en 5 kilos de cocaína. 

Ya en la Región Metropolitana, durante los últimos 10 días del mes de septiembre de 2022, uno de los imputados, en un taller ubicado en la comuna de Huechuraba, comenzó la preparación de una prensa cuyo objetivo es la preparación de la droga.

Posteriormente, se le instruyó que la prensa fuera trasladada hasta las oficinas ubicada en calle Samoa de la comuna de Vitacura. Alrededor del 22 de septiembre de 2022, otro de los imputados se contactó con proveedores de la Región de Tarapacá para la adquisición de droga,

El 2 de octubre de 2022, tres de los integrantes de esta banda viajaron hasta la Región de Tarapacá. Allí logran el acuerdo de dar en pago por la droga una camioneta Mitsubishi L200, la cual era arrendada y que posteriormente se informó a la empresa proveedora que había sido sustraída. La camioneta apropiada indebidamente está avaluada en más de 22 millones de pesos.

El 10 de octubre de 2022, el imputado que trabajaba en una repartición pública de Iquique, le entregó cuatro kilos de cocaína de alta pureza a otro de los imputados, el cual dio en pago de la droga la camioneta.

Finalmente, el sábado 15 de octubre de 2022, cerca de las 20:25 horas, funcionarios de la BRIANCO de la Policía de Investigaciones, previa autorización judicial obtenida por la Fiscalía ante el Juzgado de Garantía, fiscalizaron a 6 de los imputados, en una parcela en Alto Hospicio.

Al interior del maletero del vehículo, los detectives encontraron una maleta plástica con un doble fondo, donde permanecían 08 paquetes contenedores de cocaína, con un peso de 8.400 gramos. En una mochila, la PDI encontró otros tres paquetes con 2.620 gramos de cocaína y escondidos bajo el volante, dos paquetes con 2.150 gramos.

Al interior de la propiedad en Alto Hospicio, el trabajo conjunto entre la Fiscalía y la Policía de Investigaciones, permitió decomisaron también dos baldes plásticos con cerca de 5 kilos de cocaína.

Otro aspecto mencionado en la audiencia es que el 17 de octubre de 2022, en horas de la mañana, personal de la Policía de Investigaciones ingresó al domicilio ubicado en calle Samoa de Vitacura, lugar donde la asociación mantenía el centro de operaciones.

En el patio de dicho recinto se encontró una prensa metálica para la preparación de la droga y en una habitación de oficina, al interior de un closet, tres bolsas de nylon 1.311 gramos de cocaína.        

Finalmente, el 17 de octubre de 2022, Policía de Investigaciones ingresa al domicilio del noveno imputado en La Granja, donde poseía al interior de un closet en habitación matrimonial, una escopeta marca Harrington and Richardson, calibre 12 con 37 cartuchos disponibles para percutar.  

El peso bruto del total de la droga incautada en todos los procedimientos coordinados por la Fiscalía de la Región de Aysén, ascienden a 19.211 gramos.

Risco