Compartir

En Puerto Aysén, se llevó a cabo la ceremonia en la que se develó la placa que declara como “Monumento Histórico y Sitio de Memoria” a la segunda comisaría de Carabineros de la ciudad, el que fue utilizado como centro de tortura y prisión política durante la Dictadura Civico Militar, encabezada por Augusto Pinochet.

Dicha declaratoria fue realizada por el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, como parte de un trabajo que se viene desarrollando en la zona, desde el año 2016, junto a agrupaciones de derechos humanos y familiares de las víctimas de la dictadura.

Según señala a cooperativa, la Presidenta de la Agrupación de Derechos Humanos de Coyhaique, María Vera “Comenzamos hace más de cinco años, cuando hicimos la solicitud formal. A veces fue decepcionante, por todas las trabas que ponían en el camino”. Además, mencionó que “Los sitios de memoria dignifican a las víctimas de las violaciones a los derechos humanos, atropellos y torturas, que fueron muchos ciudadanos de Aysén”.

Osvaldo Picuntureo es uno de los sobrevivientes de la Dictadura en la Región de Aysén, quien, con solo 18 años de edad, en 1975 estuvo detenido por primera vez en este cuartel, iniciando su historia de torturas y detenciones reiteradas durante el periodo.

Fue el mismo, quien relató que “Estaba en la Población la Balsa por temas familiares, y cuando me presento a hacer el servicio militar, me detienen los servicios de inteligencia de Carabineros y militares. Después fui detenido varias veces más, pero aquí comenzó mi historia de torturas y detenciones en distintas partes de la región. Me preguntaban por el Plan Z, dónde tenía las armas y qué estaba haciendo acá. Mi paso por esta comisaría es una experiencia para recordar y con esta ceremonia me emocioné pensando en otros que pasaron por acá”.

Risco